NINTCHDBPICT000560400764

INGLATERRA.- El presidente del Tottenham, Daniel Levy, anunció que, debido al parón por la pandemia del coronavirus, el recorte del 20 por ciento del salario de 550 miembros de su personal, entre empleados y directores de futbol.

"Hemos visto a algunos de los clubes más grandes del mundo como Barcelona, Bayern y Juventus tomar medidas para reducir sus costes. Ayer lunes, después de haber tomado medidas para reducir los nuestros, nosotros mismos tomamos la difícil decisión, con el fin de proteger los empleos, de reducir el sueldo de abril y mayo de los 550 directores y empleados en un 20 por ciento", señaló Levy en una carta publicada en la web del club.

Además, el dirigente apuntó su esperanza en que "las discusiones actuales" entre la Premier League y los sindicatos de jugadores y entrenadores permitan que estos pongan "su parte por el ecosistema del futbol".

"Las operaciones del club han cesado, algunos de nuestros aficionados habrán perdido su trabajo y la mayoría estará preocupada por su futuro. Nuestros patrocinadores estarán preocupados por sus negocios y nuestros socios de los medios no tienen la certeza de cuándo podemos volver a jugar o si se nos permitirá jugar frente a nuestros aficionados", remarcó Levy, que no tiene "dudas" de que lograrán superar "esta crisis", pero también sabe que llevará "algún tiempo volver a la normalidad".

El mandatario apuntó que "muchos clubes, grandes o pequeños, pueden tener dificultades para existir". "Me corresponde a mí, como presidente, asegurarnos de hacer todo lo posible para proteger a nuestros empleados, nuestros aficionados, nuestros socios y nuestro club para las generaciones futuras, e igualmente de importante, proteger a nuestra comunidad en general donde tenemos un inmenso sentido de la responsabilidad", subrayó.

Levy también pidió que, dada la situación actual con la pandemia del Covid-19, deben darse cuenta que "el futbol no puede operar en una burbuja". "Quizás somos el octavo club más grande del mundo por ingresos según el estudio de Deloitte, pero todos esos datos históricos son totalmente irrelevantes ya que este virus no tiene límites", sentenció.

Fuente: Excelsior