Lo mejor en Redes

Así eran por dentro las Torres Gemelas de Nueva York

0

En un par de semanas se cumple un año más del atentado terrorista más grave en la historia de la humanidad. 

El 11 de septiembre de 2001, al mismo tiempo que se derrumbaron las Torres Gemelas, también se desplomaron dos de los rascacielos más emblemáticos de Nueva York, que fueron inmortalizados innumerables veces por el cine estadunidense.

Lo primero que se lamentó en ese momento y como era natural, fueron las pérdidas humanas. Luego las materiales y mucho más tarde, la desaparición de dos iconos del poder estadunidense, que fueron construídos a principios de los años 70 sobre los diseños de Minoru Yamasaki

Las torres gemelas, ese símbolo cinematográfico, quedaron grabadas en diversas cintas, y fueron llevadas a séptimo arte como ninguna otra construcción.

La lista de las películas que muestran de una u otra manera al World Trade Center (su nombre original en inglés) atraviesan prácticamente todos los géneros fílmicos y van desde el fantástico como Superman (1978), hasta el terror con El excorcista II (1977) o las comedias como Mi pobre angelito 2: perdido en Nueva York, pasando por el documental Man on Wire, que rememora la hazaña de Philippe Petit, un francés que en 1974 cruzó un cable que conectaba las dos torres a 411 metros sobre el nivel del piso.

En otros largometrajes la presencia de los edificios es prácticamente una casualidad, como en Serpico (1973), Going in Style (1979), El centinela (1977), Cuando Harry conoció a Sally, la cinta animada American Pop (1980), Cocktail (1988), Stuart Little (1999) y Manhattan, de Woody Allen, a quien también podemos catalogar como otros símbolo neoyorquino.

Algunas producciones que realmente las utilizan como locación son The Cruise (1998), El mago (1978), De mendigo a millonario (1983), Armas de mujer (1988) y Kin Kong (1976) donde el simio incluso escala una de las torres intentando escapar.

Comments

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.